Con “Feriatón” y “Alamedazo” partió campaña de Guillier para la segunda vuelta presidencial en Valdivia

Con un recorrido por la feria libre del sector Corvi en la mañana y un masivo encuentro, llamado “Alamedazo”, que se efectuó durante tarde en el principal ingreso a la Universidad Austral de Chile, se inició este domingo la campaña oficial en Valdivia por Alejandro Guillier, de cara a la segunda vuelta presidencial. 

Fueron cerca de 300 personas, entre ellas militantes de partidos de la Nueva Mayoría, del PRO e independientes; quienes se dieron cita en este hito de apoyo al candidato a la presidencia de la centro izquierda.

 En la oportunidad, como voceros de los partidos políticos de la Nueva Mayoría, que conforman el comando de Guillier en Los Ríos,  intervinieron Pedro Muñoz, concejal de Valdivia y presidente regional de la Juventud del Partido Socialista; Cristian Cuadra,presidente regional de la Democracia Cristiana; Tamara Pastén, secretaria regional de las Juventudes Comunistas; Guido Yobanolo, concejal de Valdivia por el Partido Por la Democraciay Alex Hofmeister, presidente comunal del Partido Radical Social Demócrata.

 En su pronunciamiento recalcaron que este hito es una convocatoria de unidad; de optimismo para un Chile más justo e igualitario y de profundización de las transformaciones sociales alcanzadas como la educación pública, gratuita y de calidad en todos los niveles; el inicio del proceso de la eliminación de las AFP, y la erradicación del modelo neoliberal instalado; por un sistema que garantice los derechos sociales de todos los chilenos y chilenas.

Desde el PRO, partido que se suma a esta campaña de segunda vuelta presidencial;  Alan Carrasco, presidente regional de esta colectividad indicó: “Nos sumamos a una batalla histórica; porque simplemente no puede ganar Piñera. Hoy la casa de la unidad está aquí, en la calle y la hacemos todos los partidos que vimos en el pasado cómo los sueños de Allende fueron derrotados. No permitiremos por ningún motivo el retroceso que significaría dar el paso a la derecha. Los Progresistas decimos fuerte y claro: ¡Guillier, Presidente!”.