DIPUTADO BERNARDO BERGER: MONUMENTO EN MEMORIA DE GABRIEL VALDÉS

Tanto a él como a mí, y a muchos valdivianos, nos hubiera gustado que este proyecto considerase el busto para la ciudad que lo acogió, su casa del alma, que fue Valdivia

BergerDe don Gabriel Valdés no hay mucho que decir que no haya sido dicho ya, tras una larga y prolífica carrera política y un sello humano que dio distinción a la política de altura de miras, de guantes blancos; esa que, yo al menos, hecho tanto de menos en nuestra arena nacional.

Personalmente tuve el gusto de compartir con él mientras fui alcalde de Valdivia, dada su condición de senador por mi región. Activo colaborador de quien no tengo sino palabras de agradecimiento pues supo estar arriba de las mezquindades partidarias para asumir como propias las causas transversales como la Nueva Región.

Por eso, no pude sino pronunciarme a favor del homenaje propuesto por la Cámara de Diputados traducido en un monumento a su memoria, pero también tengo que ser muy honesto en que, en suma coherencia con la visión regionalista que compartí con don Gabriel, tanto a él como a mí y a muchos valdivianos nos hubiera gustado que este proyecto considerase el busto para la ciudad que lo acogió, su casa del alma, que fue Valdivia, y no Santiago.

Creo, como dije, que eso le hubiera gustado más. Sin embargo, más allá de la ciudad, es valorable reconocer a figuras como don Gabriel y tantas otras que fueron capaces de hacer contribuciones tan grandes a la unidad nacional, al desarrollo del país y al engrandecimiento de la política. Por eso, la Bancada de Renovación Nacional ha pedido representarla y expresar que apoyará esta iniciativa.

Bernardo Berger Fett

Diputado