Diputado Flores critica aplicación de la norma de uso de chalecos reflectantes: “Esta es una muy buena norma que fue pésimamente mal informada”.

El subjefe de la bancada DC, manifestó que el Ministerio de Transportes debió encabezar una campaña para comunicar oportunamente el contenido del decreto que fue publicado en el Diario Oficial en septiembre de 2014, pero del cual sólo se supo a fines de este año, con el fin de evitar el desabastecimiento y la venta de chalecos que no cumplen con lo establecido en la norma.

ivan-flores-1El diputado DC por Los Ríos, Iván Flores, se refirió en duros términos a la aplicación desde principios de este mes, del decreto que obliga a los automovilistas a portar chalecos fosforescentes y reflectantes al interior de sus vehículos, lo cual ha provocado aumento de precios de hasta 20 veces el valor original de dichos implementos de seguridad, además de desabastecimiento y la venta de chalecos que no cumplen con la norma. 

Al respecto, Flores expresó que “sin duda que el decreto que obliga a los automovilistas a portar un chaleco reflectante, es una buena norma. Creo que es un muy buen complemento al equipamiento de seguridad de un vehículo. Sin embargo, no se ha sabido informar ni comunicar a la gente, porque han de saber que este decreto fue publicado en septiembre de 2014, por lo tanto ha pasado un año y medio y nadie se había enterado, pues nadie lee el Diario Oficial, el cual demás ya ni siquiera tiene una edición impresa. Por lo tanto, aquí hay una falta del Ministerio de Transportes, pues debió haber comenzado a tiempo una campaña de información y asegurar el abastecimiento para que en el comercio se venda el chaleco certificado que indica la norma. Hoy, cualquier persona se pone a hacer chalecos amarillos y le pone una cinta cualquiera y que claramente no cumplen con la norma ni estándar internacional de seguridad”.

“El Ministerio de Transportes no fue capaz de hacer una campaña de sensibilización para que el comercio estuviese abastecido del tipo de chaleco que efectivamente está en la norma, y no cualquier chaleco amarillo, como está ocurriendo hoy”, agregó además el parlamentario.

En la misma línea, el diputado señaló que “esta es una muy buena norma que sobrepasó el propósito y que fue mal informada, lo que hoy tiene a la gente pagando $7.000 y hasta $10.000 por chalecos que pueden costar $1.000 o $2.000 pesos, o sencillamente no hay en el comercio”.

Finalmente, el subjefe de la bancada DC, indicó que “por otro lado, los partes tienen que ver con el porte y no con el uso del chaleco, entonces ¿qué sentido tiene? Además, considero que esto no debería ser sólo para los automovilistas, sino que para cualquier persona que transite por vías urbanas o carreteras que también debe ser protegida, lo cual incluye a los motoristas y a los ciclistas, lo cual se puede aplicar con un adecuado subsidio para los trabajadores de bajos ingresos”.