Cesfam Rural Niebla trabaja temas de salud en terreno con agrupación de la costa KeluKüyenLafke

El Centro Cultural Kelu Küyen Lafken (Luna Roja del Mar), agrupación que elabora productos en base a plantas medicinales de la costa valdiviana, culminó ayer una serie de talleres dictados por profesionales de distintas áreas del Centro de Salud Familiar Rural Niebla, que es uno de los establecimientos de salud de la Municipalidad de Valdivia.

Las sesiones se realizaron en el sector de Los Molinos durante varias semanas y tuvieron como principal objetivo promover el autocuidado y corresponsabilidad en salud en los usuarios y usuarias, las familias, la comunidad y el equipo de salud, para manejar síntomas, tratamientos, cambios en estilos de vida y las consecuencias psicosociales y culturales.

En ese contexto, los talleres grupales de automanejo para personas con enfermedades crónicas han mostrado ser una de las herramientas más útiles para mejorar el control de las enfermedades y de la calidad de vida de las personas. Claudia Roa, matrona y Gestora de Modelo Cesfam Rural Niebla comentó que “estos talleres tienen dos objetivos, el primero realizar actividades educativas a la comunidad respecto a las patologías cardiovasculares más prevalentes y el segundo objetivo, lograr la vinculación del equipo de cabecera del CESFAM con nuestras usuarias y usuarios”.

Para ello,  se realizaron tres talleres de tres sesiones cada uno, abordando las siguientes patologías: Hipertensión Arterial, Diabetes y Dislipidemia, considerando el automanejo en tres dimensiones: la física mediante el reconocimiento de la enfermedad y manejo de síntomas (Importancia de controles y tratamiento farmacológico y no farmacológico), la social con la adaptación a las actividades de la vida diaria (cambios de estilo de vida) y por último, la emocional a través del impacto de las emociones. Se complementó además con la realización de dos sesiones: una dictada por una kinesióloga y otra por la asesora intercultural.

Todos los talleres, en su desarrollo, consideran una visión colectiva, multidisciplinaria e intercultural del cuidado de la salud.

María Esquivel, presidenta de la agrupación Kelu Küyen Lafken indicó que “los talleres fueron excelentes y muy enriquecedores para nuestro grupo. Nosotras dejamos de elaborar nuestros productos para dedicarnos durante esas jornadas exclusivamente a aprender sobre temas de salud, ya que tener cerca a los profesionales es mucho mejor, porque no permite preguntarles y pedirles orientación en cada una de las patologías que nosotras tenemos que somos adultas mayores”.

Asimismo, Erna Ampuero, tesorera de la agrupación, explicó al finalizar la actividad del funcionamiento de su organización. “Trabajamos con hierbas nativas como el matico, la caléndula, el llantén, entre otros, y lo hacemos para tratar distintas dolencias y enfermedades, especialmente para los adultos mayores, que sufren mayormente de los huesos. Hemos tenido buenos resultados, ya que sabemos para qué son y cómo se usan”.