Como un proyecto que recoge la realidad de cientos de trabajadores de Los Ríos, calificó la Seremi Ann Hunter la reciente firma de proyecto “Trabajo a Distancia” que impulsa el Gobierno del presidente Sebastián Piñera

La vocera regional aseguró que la iniciativa sintoniza con la realidad de Los Ríos, donde los trabajadores no ejercen sus obligaciones laborales en su propias comunas de residencia, debiendo trasladarse largas distancias para llegar su lugar de trabajo.
Como una medida que impactará positivamente en la calidad de vida de miles de chilenos, calificó la Seremi de Gobierno Ann Hunter, la reciente firma de ley de Trabajo a Distancia realizada por el presidente Sebastián Piñera, y cuyo objetivo fundamental es permitir empleos más inclusivos, eficientes y adaptables a las nuevas motivaciones y necesidades de los trabajadores. 
Lo anterior, mediante la promulgación de un tipo de contrato voluntario entre empleador y empleado, y sobre el cual se faculta a este último a prestar servicios desde un lugar distinto al establecimiento de la empresa.
“Son muchas las personas que requieren trabajar, y a la vez enfrentar responsabilidades familiares, académicas o deben estar al cuidado de personas con discapacidad o adultos mayores, por lo que el Gobierno del presidente Sebastián Piñera quiere dar respuesta a todos esos ciudadanos que tienen oportunidades y ganas de sobra para trabajar, pero no pueden desplazarse o ausentarse de sus hogares”, aseguró la vocera regional. 
La vocera regional indicó que este proyecto tendrá un impacto muy positivo en la  Región de Los Ríos, por las características geográficas de la zona, donde muchas personas no trabajan en su territorio de residencia, sino que deben trasladarse diariamente por largos tramos para cumplir debidamente con sus obligaciones laborales. “Muchos ciudadanos de nuestra región no trabajan en su comuna, perdiéndose muchas horas al año en trasladarse a su lugar de trabajo. Es por eso que a través de este proyecto, se da la opción de reducir el gasto en transporte, disminuir los accidentes de tránsito, y lograr jornadas laborales más inclusivas y eficientes para el trabajador y su empleador”, puntualizó la autoridad. 
La seremi Hunter agregó que: “de esta forma, se busca avanzar hacia una mayor conciliación del trabajo, familia y tiempo libre, otorgar mayor calidad de vida, aumentar la productividad, y de paso respetar el medioambiente.  Además, el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera lo ha dicho desde los tiempos de su campaña, en el sentido de buscar fomentar la calidad de vida para los chilenos, el tiempo necesario para sus familias, y sobretodo lograr incorporar al mundo laboral a personas que hasta ahora han quedado fuera del sistema”.
Según un estudio de la consultora Randstad, el 0,4% de los empleados chilenos trabajan desde sus casas, pero al 74% le gustaría poder hacerlo. Con este proyecto, y de forma voluntaria, trabajadores y empleadores podrán impulsar esta modalidad. Evaluar por objetivos y metas es fundamental para terminar con la cultura de calentar sillas y aumentar la productividad.
¿A quiénes beneficia esta iniciativa? 
A los trabajadores con responsabilidades familiares, estudiantes, personas con discapacidad, adultos mayores o personas que vivan lejos de centros urbanos.