Proyecto de INFOR permitirá conocer y propagar hongos silvestres comestibles en Panguipulli

La iniciativa, reúne a destacados investigadores de INFOR  y otras instituciones y busca realizar una innovación científica, experimental, tecnológica y de extensión, para desarrollar métodos de propagación de las especies de hongos loyo, gargal y changle.

Desarrollar métodos de propagación de Hongos Silvestres Comestibles (HSC) mediante la implementación de un laboratorio y parcelas de cultivo en el bosque nativo de Panguipulli, para fomentar la recolección sustentable como alternativa de diversificación de la agricultura familiar en la región de Los Ríos, es el objetivo del proyecto “Experiencia piloto para la propagación de Hongos Silvestres Comestibles en bosque nativo de la comuna de Panguipulli, región de Los Ríos”, que fue presentada en dependencias  del Instituto Forestal (INFOR), en Valdivia.

El proyecto que es ejecutado por el INFOR, organismo adscrito al Ministerio de Agricultura, cuenta con financiamiento de la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) y el apoyo del Instituto de Desarrollo Silvoagropecuario (INDAP), Funación Fungi y de los recolectores y recolectoras de la comuna de Panguipulli, busca trabajar con tres especies de hongos silvestres comestibles, característicos de Panguipulli: Loyo (Butyriboletus loyo), Changle (Ramaria spp.)  y Gargal (Grifola gargal).

En la oportunidad, el Director Ejecutivo de INFOR, Fernando Raga, destacó que la iniciativa “permitirá fomentar el cultivo, manejo y recolección sustentable de los Hongos Silvestres Comestibles, como una alternativa de diversificación de la pequeña y mediana agricultura en la región de Los Ríos y un aporte al mayor conocimiento de estas tres especies, que son claves para los recolectores de la comuna de Panguipulli”, relevó la autoridad.

En tanto, la seremi de Agricultura de Los Ríos, Moira Henzi, valoró la alianza entre los servicios dependientes del Ministerio de Agricultura como son FIA, INFOR e INDAP. “Trabajar con recolectores y recolectoras de Panguipulli en este proyecto nos permite contribuir como ministerio en la cadena de valor de estos recursos que son, sin duda, el sustento de muchas familias que podrán avanzar en el conocimiento del recurso y abrir mercados”, dijo la autoridad de Agricultura de la Región de Los Ríos.

Por su parte, el representante macrozonal de La Araucanía y Los Ríos de FIA, José Rüth, señaló que el lanzamiento de esta iniciativa en la región es de suma importancia, pues “apunta a rescatar una práctica ancestral y que reúne a un grupo importante de recolectores que representan a la agricultura familiar de esta zona. Creemos que, a través de la propagación y el fomento en la recolección sustentable, se puede dar el empuje que se necesita para que se convierta en una alternativa de diversificación de la agricultura familiar de este territorio”, indicó.

Propagación

La recolección y comercialización de Hongos Silvestres Comestibles (HSC) es una tradición ancestral orientada al autoconsumo y fuente de sustento económico para comunidades del sur de Chile. Sin embargo, diversos estudios señalan que los Hongos Silvestres Comestibles han disminuido en el tiempo, principalmente por la pérdida de su hábitat, estando menos disponibles para las familias.

Esto último, motivó a INFOR a desarrollar esta inciativa que reúne a destacados investigadores del área para realizar una innovación científica, experimental, tecnológica y de extensión, para desarrollar métodos de propagación en las especies de loyo, gargal y changle.

“Con este trabajo, que incluye la participación de los recolectores y recolectoras de hongos silvestres comestibles de Panguipulli, queremos generar un mayor conocimiento por medio de la habilitación de laboratorios y parcelas de cultivo en el bosque, fomentando el cultivo, manejo y recolección sustentable de estas tres especies, que crecen exclusivamente en el bosque nativo y son comúnmente recolectadas para autoconsumo y venta en mercados nacionales”, explica al investigadora de INFOR y directora del Proyecto, Dra. Juana Palma.

Otros resultados que se esperan obtener con esta iniciativa, son un protocolo de propagación de hongos; cepas con potencial para cultivo, la implementación de un laboratorio piloto en el territorio que permita abastecer de insumos de propagación a los pequeños y medianos agricultores de la región, a los cuales se sumará un modelo de gestión y extensión para la transferencia tecnológica y capacitación en propagación a productores.