Aplicarán test de anticuerpos de COVID-19 a trabajadores de la salud

Se realizará el examen IGG a comunidades o recintos donde se ha identificado alta circulación del virus o han estado expuestos a personas enfermas.

El ministro de Salud, Jaime Mañalich, adelantó este viernes 17 que el Gobierno evalúa el uso del “testeo masivo” de anticuerpos del virus COVID-19, con el fin de identificar a la población que, a pesar de no haber presentado síntomas, adquirió la enfermedad sin saberlo y ahora es inmune.

Respecto a este examen denominado IGG, el secretario de Estado explicó que en un comienzo se aplicará a los funcionarios de la salud que trabajan en recintos hospitalarios y que hayan estado expuestos al COVID-19, y en otras poblaciones que hayan estado en situaciones de alta circulación del virus.

“Tenemos un mundo de personas asintomáticas que han estado en contacto estrecho, o incluso pueden haber tenido licencia médica por ser un contacto estrecho, de alguien con coronavirus”.

“A esas personas partiendo por los trabajadores de Salud y luego extendiéndolo a otros universos o colectivos, vamos a hacerles exámenes de anticuerpos para identificar si tienen Inmunoglobulina G presente que testifica que la persona tuvo la enfermedad, incluso sin darse cuenta”.

“En estos casos, el test se realizará por indicación de la autoridad sanitaria, con motivos epidemiológicos y será gratuito”, afirmó la autoridad.

No obstante, agregó el ministro que considerando el interés que se puede presentar en el resto de la ciudadanía por acceder a este examen, “el director de Fonasa firmó el decreto que codifica este examen homologándolo a otros exámenes de anticuerpos que se usan para pesquisar”.

La autoridad precisó que el test, que debe estar autorizados por el Instituto de Salud Pública (ISP), “tendrá un arancel de entre $4.800 y $7.800, pero un copago para el usuario de acuerdo a la bonificación de sus seguro de salud”.