Vacuna contra covid-19 elaborada en base a tabaco se probará en humanos

El regulador de Salud de Estados Unidos aprobó para ensayos en humanos una vacuna contra el COVID-19 que está desarrollando British American Tobacco a partir de hojas de tabaco.

Se espera que la inscripción para el estudio comience en breve, con resultados probables para mediados del 2021, dijo el fabricante de los cigarrillos Dunhill y Lucky Strike.

La segunda mayor tabacalera del mundo llamó la atención en abril cuando declaró que estaba desarrollando una vacuna contra el COVID-19.

La empresa afirmó que podría producir de 1 millón a 3 millones de dosis a la semana si contaba con el apoyo de las agencias gubernamentales y los fabricantes adecuados.

La aprobación para los ensayos de Fase 1 llega en un momento en que Reino Unido y Estados Unidos han comenzado a administrar vacunas fabricadas por Pfizer y la farmacéutica alemana BioNTech.

La vacuna COVID-19 está siendo desarrollada por la división de biotecnología de la compañía, Kentucky BioProcessing. “Pasar a ensayos en humanos con nuestros candidatos a vacunas contra la influenza estacional y COVID-19 es un hito importante”, dijo el director de investigación científica de BAT, David O’Reilly.

Vacuna en base a plantas

La vacuna candidata COVID-19 (KBP-COVID-19; NCT04473690) se convertirá en una de las posibles vacunas que han progresado más allá de las pruebas preclínicas. El estudio está diseñado para inscribir a un total de 180 voluntarios sanos que se dividirán en dos cohortes de edad, de 18 a 49 años y de 50 a 70 años.

Luego, cada grupo se subdividirá en grupos de tratamiento de dosis baja y alta (N ~ 45) y se aleatorizará 2: 1 para recibir la dosis baja (15 μg de vacuna KBP-COVID-19 + 0,5 mg de adyuvante) o placebo, o dosis alta ( 45 μg de vacuna KBP-COVID-19 + 0,5 mg de adyuvante) o placebo. Los resultados del estudio se esperan para mediados de 2021 y, si son positivos, permitirían un progreso continuo en un estudio de Fase 2, sujeto a la aprobación regulatoria.

La vacuna candidata se ha desarrollado utilizando la innovadora tecnología basada en plantas de rápido crecimiento de KBP. Este enfoque único tiene una serie de posibles ventajas, incluida la producción rápida de los ingredientes activos de la vacuna en aproximadamente 6 semanas, en comparación con varios meses con los métodos convencionales.

La vacuna candidata también tiene el potencial de ser estable a temperatura ambiente, lo que podría ser una ventaja significativa para los sistemas de salud y las redes de salud pública en todo el mundo. Si tiene éxito, la velocidad de producción de los ingredientes activos tiene el potencial de reducir el tiempo entre la identificación de nuevos virus y cepas y el desarrollo y despliegue de vacunas para quienes las necesitan.

KBP está llevando a cabo y recientemente completó la inscripción para un estudio clínico de fase I de su candidata a vacuna contra la influenza tetravalente (cuatro cepas) (KBP-V001; NCT04439695), que utiliza la misma plataforma tecnológica basada en plantas de nicotiana benthamiana.

“Es nuestra tecnología única de vacunas a base de plantas, que actúa como un huésped rápido y eficiente para la producción de antígenos para una variedad de enfermedades, lo que nos ha permitido hacer este progreso y responder a la urgente necesidad mundial de tratamientos seguros y eficaces y vacunas.

“Esto es parte de nuestro compromiso continuo con la innovación y la ciencia, que son fundamentales para nuestro negocio. Como empresa comprometida con la construcción de un futuro mejor, estamos orgullosos de participar en la lucha mundial contra este virus y, con suerte, podemos contribuir a la solución “.